Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

manoarbusto

lama

combinatbanc

 

“Ahora nos aburrimos menos que nuestros antepasados, pero tenemos más miedo a aburrirnos”, dice mi admirado Bertrand Russell.

Conocer nuestro aburrimiento es un factor muy importante en el deseo de alcanzar la felicidad, sin embargo, parece que no le prestamos suficiente atención.

¿Qué es el aburrimiento?

El aburrimiento es el deseo frustrado de que ocurra algo. Es decir, el deseo de estar implicado en una actividad satisfactoria y no conseguirlo.  El aburrimiento, en definitiva, es la cara “B” de la excitación. 

Vivimos en una sociedad donde la excitación es como una droga: cada vez se necesita en mayor cantidad. Lo que ocurre, es que tras un período de excitación, por naturaleza y de forma necesaria, se requiere de una pasividad física que está muy lejos de lo que estamos dispuestos a admitir. Es decir, nos agotamos de tanta excitación y  luego no estamos por la labor de parar para poder recuperarnos.

Huímos del aburrimiento y la mayor de las cosas que realizamos en nuestra vida son consecuencia de esa huída.

 

Todo  contiene partes aburridas en nuestro día a día. Incluso las grandes vidas han tenido partes sin interés. ¿Acaso crees que la vida de Socrates fue un no parar? Darwin después de dar su vuelta al mundo se pasó toda la vida en su casa. Igual que Kant, que nunca se alejó más de quince kilómetros de su pueblo.

Con todo esto no pretendo decir que la monotonía tenga mérito por sí misma: sólo digo que ciertas cosas buenas no son posibles si no existe cierto grado de monotonía. Mira la naturaleza, tiene sus períodos. Sus momentos de producir y sus momentos de descanso.  Y si nos sentimos aburridos es en gran medida porque nos hemos separado demasiado de ella.

Por qué el aburrimiento es bueno para tu creatividad

El aburrimiento no es tan malo como pensamos. Es una señal más.

Hacer lo que ames y aburrirse es completamente natural. A mí me ocurre y lo único que consigue es ayudarme a ir más allá. De una manera especial me explica que detrás de todo eso hay un mar de posibilidades. Que quizá la parte más bonita como creadora está por llegar. Me hace que revise mi forma de vida, no para hacer planes, ni pensar en nuevos proyectos, sino para parar todavía más. Para establecer una rutina mejor.

Prepárate para aburrirte. No te resistas. Huir del aburrimiento nos hace caer en estados de fátiga, pérdida de atención, tristeza… Nos hace perder mucha energía.

 

Una vida feliz es en gran medida, una vida tranquila, porque sólo en un ambiente tranquilo se puede vivir la alegría y la creatividad. Tienes muchos referentes en la historia y a tu alrededor por si quieres comprobarlo por tí mismo/a.

Ojalá te haya aburrido mucho con el post de hoy, la verdad.

***

¿Te aburres a menudo? ¿Sabes por qué?

[note color=”#efc8bd”]Recordarte que la próxima semana comienza Foto Lov y +perspectiva, los dos últimos talleres de este semestre y que volverán después del verano. Si quieres probar cómo vas de amor y de creatividad nos vemos por allí. [/note] 

 

Uso de cookies

+perspectiva utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia posible. Política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies

Pin It on Pinterest