Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Feliz año nuevo, como dice el nuevo spot de Ikea


Septiembre es el mes de los buenos propósitos. En realidad, todos venimos con ese impulso que nos da el haber parado durante unos días y haber pensado en “nuestra vida” y en lo que queremos de ella a partir de “ahora”.





Hacer grandes promesas queda muy bien


Contarnos y contarle a los demás todo lo que vamos a hacer ahora que hemos vuelto de vacaciones es excitante. ¡Hemos vuelto tan inspirad@s! 
Vamos a hacer muchísimas cosas. Cursos, nuevas iniciativas, retomar cosas que habíamos dejado en el tintero. Sin embargo, tú no estarás contento/a contigo mismo/a hasta que no “mantengas todas esas promesas”. 


Cuantas más cosas tengas en mente por hacer, más difícil será cumplirlas todas.
Más difícil será que te encuentres bien. Satisfech@. 
Y es que de nuevo estás viviendo en el futuro y vivir en el futuro crea ansiedad


Todo es mucho más sencillo


En realidad  no necesitas esforzarte de más para hacer todo


Lo que resulta verdaderamente efectivo en esta vida es  “hacer lo que te has dicho que vas a hacer”


Y aunque haya dicho que es sencillo, no es nada fácil, por que para eso hay que conocerse muy bien.
Saber qué se quiere. Por qué se quiere así. De dónde viene realmente ese deseo.


Quizá decir que No a tanto plan y decir que Sí al presente te lleve a donde quieras ir. 
Con calma. Con dirección. Con amor. 





Uso de cookies

+perspectiva utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia posible. Política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies

Pin It on Pinterest