Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Cuando hablamos dijo algo sobre estar recibiendo un regalo tan bueno que aún no podía creerlo.

___________

Era como si un mecenas invisible hubiera venido y le hubiera ofrecido “la oportunidad”. Algo que ni en sus mejores sueños habría podido imaginar. Así. Por la cara. No había excusas para no hacerlo. Iba a demostrarle al mundo que sí podía. De mi garganta sólo unas palabras: no hay nada que demostrar. Ni a ti ni a los demás. Él, tu mecenas, sólo quiere que te dediques a ser. Luego, si te queda tiempo, podrás mostrar, y esto nada tiene que ver con demostrar.

Su sensación de alivio no tuvo una imagen concreta pero la pude identificar.

Uso de cookies

+perspectiva utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia posible. Política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies

Pin It on Pinterest